Cuando Blockchain se queda obsoleto

Cuando todavía son muchas las personas y empresas que ven de lejos la tecnología Blockchain y todavía no saben bien de que se trata, tenemos una evolución de los algoritmos o protocolos de consensoque no deja de ser un sistema distribuido muy fiable y tolerante a fallos.

Hasgraph, creado por Leemon Bairdse presenta como una nueva estructura de datos basada en Tecnología de Contabilidad Distribuida o DLT (Distributed Ledger Technology) y algoritmo de consenso con las siguientes ventajas respecto a Blockchain:

  • Rapidez. Permitiría 250.000 operaciones por segundo, estando limitado por el ancho de banda. Mientras que las transacción en Bitcoin pueden necesitar más de 10 minutos;
  • Eficiente. Ya que requiere una capacidad de cálculo mucho menor, con lo que disminuye el consumo electrico necesario, dando lugar a menor huella de CO2;
  • Seguro y justo. Basado en Asynchronous Byzantine Fault Tolerance (ABFT). Resiliente a ataques DDoS, botnets y firewalls. En cuanto a justo, en Blockchain, los mineros pueden elegir el orden en el que se resuelven las transacciones en un bloque, e incluso pueden retrasarlos moviéndolos a bloques futuros, o incluso evitar que ingresen al sistema. Hashgraph utiliza el sellado de tiempo (timestamping) por consenso y evita que cualquier persona cambie el orden de las transacciones al negar la capacidad de manipular el orden de las transacciones.

Es un sistema propietario.

Tangle, es otro protocolo, que utiliza IOTA (David Sønstebø, Sergey Ivancheglo, Dominik Schiener, y el Dr. Serguei Popov fundaron IOTA en 2015), nueva tecnología innovadora de contabilidad distribuida. Además se la considera el backbone del IoT. Sus ventajas respecto a Blockchain son las siguientes:

  • Más eficiente. Tampoco requiere de minería, basado en un grafo aciclico no dirigido DAG.
  • Seguro. IOTA utiliza firmas basadas en hash en lugar de criptografía de curva elíptica (ECC). Las firmas basadas en hash no sólo son mucho más rápidas, también simplifican en gran medida el proceso de firma y verificación y reducen la complejidad general del protocolo Tangle.  Resistente a la computación cuantíca (1 millon de veces más seguro que blockchain).
  • Escalable. Cada transacción requiere que el remitente verifique otras dos transacciones en el Tangle, se pueden confirmar más transacciones a medida que aumenta el número de usuarios que las envían.
  • Rapidez. Las transacciones son también bastante más rápidas que en algortimos Blockchain (50 por segundo).

Es open source.

Sin entrar en detalles sobre el funcionamiento y filosofía de los esquemas citados (esto lo trataré en siguientes posts) parace que Blockchain como tal, quedará obsoleto en un espacio relativamente corto de tiempo.

Pudiendo ser así, las preguntas lógicas que me surgen ante la aparición de otros esquemas más eficientes son:

  • ¿Será factible la adopción de otros esquemás más eficientes desde Blockchain?
  • ¿Cual será el coste para las empresas que apostaron por Blockchain?
  • Hyperledger, Alastria, …. ¿Habrán sabido anticiparse  y resolver los problemas y limitaciones que han ido apareciendo?. ¿Cómo les afectarán la aparición de estos esquemas?. ¿Apareceran otras iniciativas de otros grandes del sector que les hagan sombra?
  • ¿Cual será el algoritmo más confiable y cual será el elegida por administraciones públicas y empresas?

Veremos que sucede.

 



Post Author: asmuniesa

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *